La duración junto con la tecnología han sido las señas de identidad de nuestra marca durante 75 años. Gorila promete seguir calzando nuevas generaciones con zapatos fabricados con los mejores materiales, la última tecnología y el mejor diseño.  

El pie del niño está compuesto de 26 huesos, tendones, articulaciones, ... especialmente delicados y en fase de crecimiento. La Tecnología Adaptaction® favorece al desarrollo natural de los pies del niño al dotar al zapato de una óptima flexibilidad y capacidad de adaptación al mismo. Gracias a su suela y componentes internos patentados internacionalmente, reproduce los movimientos naturales del pie.

La suela es un componente fundamental del zapato. Está compuesta de un material exclusivo de última generación, Adaptlite Extralight que aporta un mínimo peso y una gran amortiguación y flexibilidad, características fundamentales para el desarrollo del pie del niño. A su vez, ofrece gran resistencia al desgaste y máximo agarre, prestaciones propias de los zapatos Gorila.

Fabricadas con material técnico de alta resistencia a los roces que protege el pie de posibles golpes. Que además, están cosidas con hilo especial de poliamida contínua que aporta gran duración.

Compuestos por una membrana impermeable y transpirable: WATERADAPT, protege el pie del niño de todo contacto con el agua, manteniéndolo seco y con la necesaria transpiración.

Forros técnicos de última generación que absorben y evaporan la humedad del entorno del pie. Cuentan con un tratamiento especial antibacterias que frena el desarrollo bacteriano en el pie del niño.

Pieles naturales de alta calidad pensadas para ser lavadas a máquina, favoreciendo una mayor limpieza e higiene del calzado.

Plantillas termoconformadas extraíbles y lavables con capacidad de amortiguar y adaptarse al pie a la vez que absorben el sudor producido por la planta del pie.

Para Gorila innovar significa construir un camino hacia la evolución de una nueva especie.